“EL AMOR ES PASIÓN Y ES OBSESIÓN”

el-amor-es-pasion-y-es-obsesion

            Hay un camino entre los ojos y el corazón que no pasa por el intelecto, dicen que toda lógica se pierde ante el amor, toda razón del ser, vamos a poner un ejemplo: en ingles el término utilizado es “fall in love” que significa literalmente “caer enamorado” lo cual es cierto “caes”, o si mencionamos su similar en español, “estas perdidamente enamorado” estas “perdido”, porque no sabes dirección alguna, o siquiera donde estas, cualquier persona ajena al amor solo mira de reojo y ve las estupideces que un hombre o una mujer hacen por sus respectivos, es increíble como de pronto gana más parte instintiva que la de el raciocinio, por más mesurado, por más madura emocionalmente este la persona, no tienes defensa ante el amor, es como; querer despedirse pero en el acto comienzas a tartamudear, quieres darte la media vuelta e irte y simplemente tropiezas, o quieres esconderte pero estas en un campo totalmente despejado, por lo general una persona que ha sufrido en alguna relación, prefiere evitar todo eso y analizar antes, porque sabe que cuando inicie algo, la inteligencia y la razón dejan de funcionar como por obra de magia.

Todos tienen miedo a salir lastimados, todos tienen miedo a comenzar a amar, a caer o perderse enamorados, y no, no hay peros, es cierto, muchas ocasiones guarde silencio por miedo, me resguarde en lo más profundo de mi ser, para no ser descubierto en ningún momento, otras veces solo prefería algo pasajero así sería menos doloroso, sería mucho más sencillo culpar cualquier otro factor menos a mí mismo, se requiere de valor dar ese paso de aceptación, se requiere una inteligencia emocional aceptable, sí en dado caso llega una negativa o negativa ficta, aparte de tener una plena seguridad en sí mismo para llegar y decir las cosas tal cual son, sin darle vueltas al problema, sin ser imperativo pero también sin ser sumiso, labor compleja, ¡No! Solo basta con hacerlo, las respuestas a tus preguntas son y serán para mí, “Sí dice que no, tal vez es sí, o simplemente significa que no, pero ya diste un paso para saber si es cierto lo que dices que sientes” Muchas ocasiones son más las ganas de querer algo que no se tiene, que realmente el sentir que se supone que se siente hacia la persona, sí, nuestra mente es una obra maestra una maquina avanzada que nosotros mismos no entendemos, cuando es un rotundo no, y no pasa nada, sabes que fue lo mejor a estar esperanzado a algo que no existió, en el caso en que la madurez emocional entre en acción, cuando tu reacción sea la búsqueda de la felicidad por esa persona, sabes que es un sentimiento genuino, para confirmarlo, hay varias pautas.

Una de ellas, para mí de las más importantes, es saber que jamás harías algo que le hiciese daño, aceptas en absoluto todo lo que conlleva a valorar el tiempo con ese ser aun y que cuando se esté con ese ser el tiempo vuele y se escurra como agua, las personas con gran valor dejan de ser personas para convertirse en nuestros lugares favoritos, cuando dejas de sentir aceleramiento y en lugar de ello comienzas a sentir paz, es lindo sentir mariposas en el estómago cuando ves ese ser, pero es aún más hermoso cuando sientes una paz increíble y toda dolencia, preocupación o lo que sea prácticamente desaparece, alguna vez leí una frase trilladísima dice así: “No cruces mares y lagos por alguien que no cruce un simple charco por vos” Creo esta errónea, debería de ser alentar eso: “Cruza mares y lagos por esa persona aunque no cruce un simple charco por vos, amor es darlo todo sin esperar nada a cambio” Al final del día esa persona que no te supo “amar” perderá, porqué “alguien te llegara a amar con esa misma pasión, en cambio a esa persona jamás volverá a tener alguien que le ame con esa locura…”.

El poder cognitivo que alcanzas en la vida gracias a esas “fallas” es importante para nuestra madurez emocional, es importante seguir aprendiendo a base de prueba y error, el amor siempre dolerá, jamás me han gustado las personas que no tienen cicatrices, porque son personas cobardes, que buscan su zona de confort en la vida, se vuelven toxicas en nuestras vidas, adoro las personas que en cambio les encanta caer, les encanta arriesgar, que son libres, que se vuelven viento en nuestras velas de la vida.

Otras pautas importantes son y serán, la distancia, el tiempo y las circunstancias, la distancia es factor cuando se cree que lo es, cuando el amor es y solo es esa persona se siente cerca se siente el pertenecer de una vida en tu alma, el tiempo es completamente irrelevante a nuestras vidas, el tiempo transcurre en base a pequeños momento vividos, no a todo su tiempo en contexto, se lleva en base a cuantas veces te quedaste sin aliento o suspiraste por alguien, sabrás que ha valido la pena, las circunstancias jamás habrá momento óptimo o tiempos perfectos, la entrega en este simple acto de entrega hace las circunstancias, no los peros ni los análisis de un perfil determinado, si ustedes esperan el momento perfecto la persona perfecta podría irse, podría morir el día de mañana.

El amor es pasión y es obsesión es encontrar al alguien con quien no puedes dejar de vivir, sí, si lo es, y de ello deberíamos de estar orgullosos de ser pequeños psicópatas entregados al amor el poder sobrenatural más poderoso que mil millones de bombas de hidrógeno, vive, cae, levántate, ríe fuerte, llora a grito abierto, haz pataleta, que no existirá mal que dure mil años.

 

Excelente día,
Iván Hernández.

Advertisements

“PARA TI QUERIDO TIEMPO”

para-ti-querido-tiempo

            Tantas veces te he reprochado situaciones que no aceptaba, tantas veces renegué sobre si tenerte paciencia; y creer que una recompensa vendría a mí por confiar en ti, tantas veces me desespere con tu paso lento y otras ni siquiera me dabas oportunidad de respirar, me quitabas todo, juventud, energía, alegría e incluso seres queridos, fuiste capaz de darle tales reveces a mi vida, cómo pudiste ser tan frío conmigo muchas veces, te reclame tan duro, que no me di el tiempo ni a ti estimado amigo de que me enseñaras a comprenderte, conforme he ido creciendo creo voy aprendiendo cada día un poquito más.

El día que te comprendí, no solo quite una venda más de mis ojos, abriste una perspectiva inmensamente grande e infinita a mis creencias, me enseñas que es más fácil soltar que seguir aferrado, soltar por convicción y por amor propio, comprendí que no existen cicatrices sin aprendizaje, comprendí que no existes, la pauta la llevo yo, por ende dejo de existir la presión de la ilusión de tu nombre, después de ti todo se volvió mucho más ligero, tal y como siempre he querido viajar sin necesidad de maletas, al final del día  cuando venga nuestra amiga no nos llevaremos nada salvo el aprendizaje.

Jamás creí hacerte una carta, dedicarte mis letras, dedicarte a ti tiempo: mi espacio, contigo o sin ti, todo es simplemente relativo, todo es mucho más simple, un punto de equilibrio ideal para poder reencontrarse con uno mismo, los momentos de soledad dejaron de ser soledad, solo se volvieron espacios llenos de una sonrisa inamovible e inquebrantable, una fuerza interna casi a punto de ebullición, comienzas a traspasar prismas, comienzas a traspasar eras, e incluso personas.

Jamás pensé agradecerte por adelantado todo lo que hiciste por mí, para ti estimado y querido amigo tiempo simplemente gracias.

Excelente día,
Iván Hernández.

“DESPUÉS”

despues

            Todo lo que inicia de mala forma, termina de la misma manera, no es karma, no son malas vibras, simplemente es y será así, es una ley universal inquebrantable, para eso estamos en esta vida, para aprender, entender, comprender y aplicar, estamos para levantarnos y aprovechar cada momento intensamente, alguna vez leí la frase que me fascino: “Ama como si fuese la última vez y sorpréndete como si fuera la primera vez” es increíble cómo nos hemos vuelto tan mecánicos en los sentimientos, tan fríos en la Fe e ilusiones de decir lo que sentimos con las personas que nos rodean, estarás pensando, si es complicado creer después de tanta caída o de alguna caída dolorosa, pero “el amor es incluso la energía más poderosa que el vapor” (A. Einstein el judío que nos enseñó que el tiempo es relativo, sí él).

A que quiero llegar, quiero llegar a que cada ser vivo cuenta en nuestras vidas, no existen los errores, no existen las coincidencias y tampoco las casualidades, estamos hechos de causalidades, todos llegamos al momento justo de nuestras vidas, justo donde nos necesitamos, jamás podría decir que mi pasado ha sido un error, porque cometería un error de forma al demostrar que no he aprendido nada, cuando todo lo contrario, en mi vida he caído tantas veces que si me hubiesen dado un peso, no estaría trabajando en estos momentos, pero la más grande recompensa son las valiosas lecciones que he tenido a lo corto o largo de mi vida, a las cuales siempre tendrán una luz de agradecimiento eterno desde el fondo de mi alma, gracias a esas personas siempre hay una lección nueva que aprender y a momentos es bonito recordar, siempre con una gran sonrisa, siempre agradecido. Es el camino a la paz interna.

Aun y que digan que el tiempo apremia y hay ocasiones que las personas no están preparadas para iniciar un camino si no han sabido cerrar propiamente sus ciclos pasados, hace tiempo filosofando con una amiga, le escuche decir “Hay círculos que no se pueden cerrar y hay que aprender a caminar sobre de ellos” tiene razón hasta cierto punto, hay círculos que duran más que el resto, pero todo tiene un momento, todo tiene fecha de caducidad, para ello solo hay que liberar, que fácil suena, y lo es, solo bastara con hacerlo, creo un pequeño momento de discusión, concluimos que no existen respuestas correctas si no convicciones correctas, lo que para ella existe, para mí no debe de ser, así que estamos bien ambos, dada nuestra independencia mental, así la inteligencia emocional es como se desarrolla, así es como aprendemos a dejar fluir, a respetar el espacio, tiempo y dimensión.

En mi vida se está yendo el después, se está yendo el miedo a equivocarme, se está yendo la fobia a no cometer errores, estoy amando la vida con toda la intensidad de mi ser, porque al final todos somos seres de amor.

Sí tú te la crees de que el tiempo es “oro”, déjame decirte que solo vendrán los “después empiezo ese proyecto”, “después aprendo algo nuevo” Tu vida se ira apagando llenándote de remordimiento, amas o no amas, haces o no haces, si haces y te equivocas aprendes, si no haces te queda solo remordimiento, la vida es un conjunto de experiencias, es un cumulo de momentos… Y tu ¿Qué harás ahorita mismo?

 

Grandioso día,
Iván Hernández.

“AMANECER”

Amaneceres

      Después de una larga noche donde dos seres se alejaban espiritualmente y físicamente uno del otro, tal vez tomando una decisión la cual pienso es la menos acertada, pero no significa que sea incorrecta su forma de proceder, es parte del aprendizaje en cuando resolución de problemas, lo normal en una persona normal, es alejarse, irse, y en cada noche por más profunda que sea su oscuridad, por más que se ralentice el tiempo, todos sabemos que un nuevo amanecer vendrá al momento en que el ser interno, háyase aprendido la lección que ocupa para encontrar el oriente, o esa precioso simbolismo que con un nuevo amanecer se llevara todo lo malo de la noche.

En uno mismo estará que tanto tiempo duraras en ese ciclo de aprendizaje, tal vez un rompimiento amoroso, tal vez una decepción amorosa, algún engaño o simplemente un episodio doloroso en tu vida o situación compleja que provoca cambios en tus estados de ánimos, es igual su resultado, al final de la noche te habrá dejado una enseñanza, pero solo depende absolutamente y enteramente de ti, de nadie más que de ti.

Alguna vez te has preguntado ¿Por qué te sucede lo mismo una y otra y otra vez? te diré un pequeño secreto, te sucede lo mismo porque no has aprendido la lección desde la primera ocasión en que te sucedió, más aquí viene lo maravilloso de nosotros los seres humanos esa imperfección es lo que nos hace bellos, nos hace grandiosos, todas esas diferencias son geniales, algunos aprenderá demasiado tarde, otros aprenderemos demasiado rápido, otros simplemente no les sucederá, siempre he creído que el universo tiene un sentido del humor refinadamente avanzado en el sarcasmo e elegantemente elocuente, cuando aprendemos a base de errores o caídas, la dimensión del tiempo deja de existir, cuando aprendemos que somos seres llenos de amor, dejamos de sufrir y agradecemos todo en nuestro camino.

Mencionaba que las personas comúnmente se alejan cuando tienen miedo, o algún sentimiento o estado anímico provocado o justificado en segundas o terceras personas, no está equivocado reaccionar así, es natural, pero cuando te quedas y buscas solucionar es cuando realmente te conoces a ti mismo, es cuando conoces a la otra persona en su estado natural, creo en que las personas en un camino no se “encuentran” por la nada, no existirían jamás las casualidades, si no benditas causalidades.

El dimensión del tiempo en este universo es y será siempre relativo, cuando te vuelves simple y puro amor, no tengas miedo a equivocarte, a caer, a fallar, no tengas titubeo al hacer, solo vive, sonríe, sueña, haz, jamás te quedes con las ganas o ánimos de nada, no habrá victoria más perfecta que el haber en la sabiduría de la vida y sobretodo compartirla, ama, libérate.

Que tengas un excelente día,
Iván Hernández.

“FLUIR”

Fluir

            He creído que dejar fluir las cosas es la mejor opción que podamos elegir, tanto así dice la canción “como el río fluye seguramente al mar” tarde que temprano, llegara, aun y aunque en el camino el sol reseque algunas partículas de agua, volverán a renacer desde lo más alto, en uno mismo está el dejar fluir, en uno mismo está el dejarse de hacer preguntar inútiles y poner pretextos, somos grandísimos idiotas para poner una gran cantidad de pretextos, para no iniciar algo, o para culpar a alguien por nuestros defectos o falta de capacidad, si es defeco, hay que aceptarle, si es falta de capacidad nos falta más humildad para aprender y obtener más experiencia.

Dentro de esta travesía, he conocido grandes personajes que me han dejado tanto en tan poco, algunos ya se fueron, otros siguen ahí, como tal cual un mueble que solo está ahí, pero por algo sigue ahí, su ciclo aún no termina, alguna lección importante saldrá o un momento nacerá, creer más allá del minuto que está corriendo siento es un desperdicio de tiempo, el cual siempre simplemente será relativo, mientras menos hagas con tu  vida, más lento correrá, mientras más hagas para ti, más rápido avanzará, regla simple, regla de la relatividad.

Dicen que el destino es, la suma de tus indecisiones, más la suma de tu suerte, multiplicado por tus intentos, más la suma de tus dudas a ese resultado réstale el miedo, ahí obtendrás tu destino. El cual con esta base de elementos básicos de vida tendrás incluso más respuestas que preguntas.

Dejar que las personas sean, dejar de preocuparte por algo que no tiene solución o dejar de preocuparse por algo que tiene solución, eso es dejar fluir, no escuches lo que la gente dice, observa sus acciones, así es como llegas a conocer mejor a las personas, casi todos tenemos esa gracia del habla, pero no todos cuentan con esa habilidad de simplemente “hacer” las cosas, ahí en ese punto donde haces, es donde estas quitando topes a ese fluir de energía, estas abriendo nuevas brechas, nuevos caminos donde nadie dijo que hay que seguir un camino en específico hay que ir creando el nuestro, dejando ser lo que el universo quiere para nosotros.

Excelente día,
Iván Hernández.

“DESPERTARES”

Despertares

            Despertar dentro de uno, siempre representara la esencia misma del aprendizaje, siempre será un reconocer de nuestros errores y más allá de ello, el resultado de una lección aprendida, cuanto no aprendí este 2015, aprendí a amarme, a aceptarme, a soltar, a ser totalmente libre, aprendí que cada persona que viene a mi vida o es una bendición o es una lección, que cada suceso por mínimo que parezca es un evento que no debe dejarse de lado, conocí un montón de personas nuevas e interesantes.

Que me enseñaron, de las cuales aprendí arduamente a sobrellevar el peso de la soledad, a comprenderme a mí mismo, a amarme a mí mismo, ser un espíritu totalmente libre, comprendí la mecánica cuántica y el principio de incertidumbre, absolutamente nada es perfecto, quien siga creyéndolo, por favor arranque la hoja y vuelve a reescribirla, es increíble cómo nos ignoramos a nosotros mismos, le tememos a lo que podemos encontrar dentro de nuestro más recóndito ser, que cuando le descubrimos es un ser en extremo maravilloso, yo sigo asombrado de lo que puedo lograr, de lo que puedo ser en mi vida, comprender que el tiempo no existe ni la distancia, no hay obstáculos, no existe nada entre nosotros y el universo.

Somos proyecciones lucidas de nuestra alma, en el grado más alto de un espíritu lleno de amor, comprendí que ese amor, es lo más hermoso si solamente se comparte, “amarse a uno mismo es saber amar a los demás” no a una sola persona, no existe, amas a muchísimas personas pero somos egoístas por naturaleza, desde la infancia queremos todo para nosotros, cuando podemos dar amor basto, que regresara tarde que temprano, ¿Duele? No, no duele, pero creemos que duele, pero eso es parte del alma y el corazón que están creciendo por haber repasado algo que tiene desde el día 1: amar simple y puramente.

Parte de mi ser, volvió a nacer, volví a encontrarme con ese niño interno lleno de energía, lleno de vida, lleno de posibilidades, alcanzas un equilibro increíblemente hermoso entre el cuerpo, mente y espíritu, un equilibrio para quienes buscamos la paz interna, un montón de aventuras y desaventuras viví en tan poco tiempo, un par de caídas muy fuertes, que se volvieron un par de lecciones muy valiosas y a partir de ese momento, una luz aún más brillante apareció, una fuerza sobrenatural apabullante lleno mi cuerpo, una claridad intelectual lleno mi mente y una gran sonrisa lleno mi espíritu, me equivoque pero aprendí, me caí pero me levante.

En el equilibrio la forma de aprendizaje se vuelve natural, simple y sencilla, la forma de ver la energía de las personas se vuelve simple, les sabes con verles a la ojos, los ojos jamás mienten, puedes verles el alma desnuda, puedes ver sus más profundos secretos con un par de segundos, hoy yo soy feliz, por el simple hecho que no espero nada de nadie y no quiero nada de nadie, solo vivo, amo y disfruto el amanecer, admiro cada diminuta cosa en el existir, me maravilla cada minúsculo elemento en esta vida, feliz hoy estoy, mañana más, el tiempo dejo de existir junto con la distancia, y el amor, el amor es la energía más poderosa que existe en todos los universos y sus dimensiones.

Que sigue, cumplir todos los objetivos por que todo es simplemente posible solo bastaba quitarse las ataduras.

 

Amigos feliz año bisiesto y hermoso día,
Iván un ser perfectamente imperfecto lleno de defectos y un mundo de cabeza.

“¿POR QUE NOS ENAMORAMOS?”

Porque nos Enamoramos

            Alguna vez te has preguntado porque nos enamoramos. Dejamos de lado la razón y la lógica; dejando que el globo rojo bombeador de sangre, piloto de los sentimientos, maestro de la esperanza e ilusiones, tome todas las decisiones, casi como si la razón y la lógica entrara a un estado catatónico. Sonara gracioso, pero en verdad la razón deja de funcionar; por eso cuando uno está enamorado puede llegar a un punto mental donde se cree todo se puede alcanzar, porque mejora al 100% nuestro lado positivo de percepción el cual en la mayoría de las ocasiones la lógica bloquea, no porque sea malo si no que mantiene cierto grado de realismo en las cosas por experiencias anteriores o grados de complejidad te mantiene en estado de alerta.

Nos enamoramos porque, simplemente somos quienes queremos ser con esa persona, cuantas veces en mi vida he escuchado la frase, “eres el hombre soñado, eres el tipo de hombre al cual quiero a mi lado” cuando una mujer dice eso, enamora aún mucho más, simplemente somos el hombre “mejorado” con ese ser encantador, somos quienes en verdad somos, quienes en verdad nos gusta y adoramos ser, hay una frase que a mí me gusta mucho en lo personal, dice: “Cuando alguien te hace la persona más feliz y la persona más triste al mismo tiempo, ahí es cuando es real, ahí es cuando todo vale la pena.” En ese punto de una relación, sí es que existe, nos encontramos totalmente indefensos, dejamos sin barreras el corazón a disposición de ese ser maravilloso, puede entrar y salir a placer, donde regularmente nosotros como hombres, tenemos dos opciones, “quedarnos o huir” recordando que siempre huir provoca regresar (sabia frase de una amiga) quedarnos es paciencia, aunque dentro de esta paciencia un consejo debo de dar, el amor es eterno pero sobretodo amar es dar todo sin esperar nada a cambio, si nos quedamos es porque no esperaremos jamás nada de ese ser, estamos dispuestos a sacrificarnos nosotros mismo por amor propio, puede sonar demasiado romántico, pero amigos el amor es simple y puro, es o no es, así de fácil, el amor que provoca esa persona no existe, es un reflejo de lo que nosotros somos.

Hoy en día la palabra de moda entre las mujeres es “tengo miedo” algo que aprendí recientemente es: aceptar nuestros estados anímicos, aceptar que nos sentimos tristes, nos sentimos depresivos o que simplemente tenemos unas ganas de llorar, cuando asociamos estos estados anímicos como algo NO negativo, nos estamos aceptando a nosotros mismos y créanme “mágicamente” nuestro cerebro dejara de relacionarlo con una “experiencia negativa” y empezaremos a sanar heridas emocionales a causa de un mal noviazgo o una decepción amorosa, lo empezaremos a ver como aprendizaje, la frase que a veces decía yo, “Nosotros no cambiamos, mejoramos” llegue a una conclusión esa frase está equivocada, la frase correcta es; “nosotros no cambiamos ni mejoramos, aprendemos” cuando aprendemos, aceptamos, cuando aceptamos nos liberamos y la libertad significa amor. Cuando nos quitamos esas vendas o máscaras, realmente nos encontramos a nosotros mismos, nos encontramos con ese ser divino y maravilloso, hoy te comparto, que soy dichoso por amar, por no esperar nada de ese ser, por ser yo mismo a quien se ama, porque por fin encontré la razón por la cual no comprendía al cien por ciento la vida, yo soy un ser lleno de vida y alegría, soy un ser que ama, porque me acepto todo como soy, sin defectos, sin errores solo estamos aprendiendo, estamos viviendo libres de toda venda y atadura.

Este crecimiento o iluminación como gusten llamarlo, es de lo más grandioso que me ha pasado este año, encontrarme a mí mismo, haber encontrado la respuesta de los “porque” que jamás nadie me contestaba, “A veces perder es ganar y no encontrar lo que se busca es encontrarse” – Frase de Alejandro Jodorowsky, tan simple que es la vida y sus maravillas, tan simple disfrutar el camino aprendiendo de nosotros mismos a un grado inimaginable tan libres, tan felices, tan amorosos, sonriamos a la vida, sonriamos al de al lado, que tanto amor hace falta en este mundo.

Dejo esta frase de un extracto de una canción que me recuerda a alguien especial por el simple hecho de yo creer en ella, a ti que me has hecho abrir los ojos internos a un grado altísimo, a ti que solo te amo sin esperar nada tuyo, vamos a disfrutar el camino y que las cosas sólitas fluyan, a ti gracias por todo y gracias por nada.

“Creo en la vida, en la noche, en tu alma y no creo en todo lo demás.
Creo en tu estrella, en aquella que busco en mi sueño mejor para poder luchar.”

Que tengan un hermoso día,
Iván Hernández.

“LECCIONES”

Lecciones

            Se dice que en la vida se aprende mejor a golpes y caídas, sí, si se aprende mejor, pero sobretodo se asimila y se evitan esos mismos errores a futuro, me pasa cómo voy comprendiendo la vida conforme va pasando el tiempo, es válido cometer errores, está bien equivocarse es parte de nuestra naturaleza “prueba y error”, para de ahí tener un mejor desempeño mental y emocional, más lo que es no válido es cometerlos dos veces, hoy por hoy agradezco tantos errores, tantas caídas porque estoy justo donde quiero estar, justo donde me está gustando estar, donde estoy luchando día a día.

Más allá de lo mencionado, más allá de lo visible, hay una parte de la cual nos olvidamos y es la mejora de la comunicación con quien tú gustes, quieras y mandes, es pulir día a día esa libertad de decir lo que pensamos y expresar libremente nuestra opinión que sabremos que no serán palabras en vano y que serán valoradas, aunque el saber escuchar cuando existe un sentimiento de por medio es complicado mas no imposible, valorar esa característica hoy en día es muy importante porque ha dejado de tener importancia en muchas personas o simplemente complicado aplicarla, si escuchamos y guardamos silencio en el cien por cierto de las ocasiones encontraremos la respuesta a lo que nos “recomiendan” dentro de las mismas palabras, la sinceridad viene siempre de la mano con un comentario siempre constructivo y una solución aunque este último entre líneas, para las cuales hay que abrir completamente nuestros sentidos, el secreto es guardar silencio, porque nuestro mecanismo de defensa es natural e instintivo, reaccionamos inmediatamente, si esa parte la aprendiésemos a manejar créanme sería un mundo totalmente distinto al cual conocemos.

Pero como controlar ese mecanismo de defensa automático listo para activarse en casos así, si es instintivo y natural o si hay sentimientos de por medio, he estado practicando la lección de los tres monos sabios dentro de la meditación, primero hay que observar, después escuchar y por ultimo decidir, ahora va la paradoja de este punto: “Para observar no necesitamos escuchar, para escuchar no necesitamos ver y para decidir no necesitamos hablar.” Como es esto posible, repetidamente siempre diré que a base de paciencia, siempre la respuesta correcta es la primera que se te viene a la mente durante un examen, el cerebro tiene una capacidad increíble de comprensión, una capacidad increíble de asimilar las situaciones de manera inconsciente y que es proyectada en nuestro ser dándonos “cierta seguridad” solo hay que dejarlo un poco más libre, confiar en este, pero como liberas esta parte, dejando fluir las situaciones, sin embargo no por ello signifique ser de los que se dejan ir con la corriente, si no, más bien guiarnos con la corriente y tomar decisiones de la manera más asertiva, estoy en total acuerdo de dejar fluir las cosas, pero no estoy de acuerdo con dejar las cosas al aire, la asertividad junto con dejar fluir las cosas, nos hará llegar a un resultado, poner mucha atención a los más pequeños detalles que son los más importantes, que son los que nos van dictando como se verá el día de mañana.

Ahora como dejas fluir las cosas si volvemos al punto de partida, aquí la paradoja se vuelve un poco más compleja, recuerdan que alguna vez les dije que la vida es una espiral, aquí en esta lección una de las complicadas es una espiral muy engañosa que aparentemente crees aprendida pero no, vuelves a comenzar si no ponemos atención a esos detalles, si ya sabemos observar, sabemos escuchar, sabemos decidir y sabemos ser asertivos en nuestro paso con la corriente, ahora tocara dejar ir todo, soltar y a tener desapego a la persona con quien quieres estar, para que exista una real conexión, en castellano darle su espacio y tiempo de decisión, pero como lograr una conexión libre, sin apego y dejándola en libertad, haz escuchado el dicho “cuando te toca aunque te quites y cuando no te toca aun que te pongas.” El destino es, sin más ni menos, lo que será pasara, lo que debe será y lo que no, algo aprenderemos de ahí, si caemos teníamos que caer, para seguir aprendiendo las lecciones de vida, no podemos asegurar no equivocarnos más, no podemos seguir viviendo con miedo a ser heridos o caer, ya sabemos cómo levantarnos, el miedo lo único que nos puede llegar a traer es arrepentimiento y soledad, tantas cosas que en este momento has de estar pensando o que te estoy recordando “si hubiera…” “si tan solo hubiese tenido más valor”, “si …” pero no, no existe, espero que ya hayas aprendido un poquito más de mis creencias, vive la vida sin miedo a caer, a equivocarte, a llorar, a que te rompan el corazón, sé un ser libre que da amor, que tarde que temprano el destino llegara en el tiempo perfecto de la vida, yo no mentiré y diré que mi vida es perfecta, porque no lo es, tengo muchos defectos y tengo un mundo de cabeza, pero estoy de pie y estoy en paz conmigo mismo.

Te confieso algo… No tengo miedo a nada, solo estoy viviendo, amando libremente, disfrutando el paisaje de este camino, si ha de pasar, sucederá y si no… Pues no… Solo sonriamos a la vida que el universo nos recompensara con el triple de lo que proyectemos.

Excelente día,
Iván Hernández.

“MEDITACIÓN”

Meditacion

Hace rato no meditaba, hace rato no ponía mi mente en blanco, hace tiempo no dejaba salir mi voz interna, puedo decirte que fue maravilloso de la meditación, es reconfortante alcanzar un estado de paz tan profundo que cuando abres los ojos crees que solo han pasado unos minutos, te preguntarás a que quiero llegar con este tema, quiero llegar a compartirte que lo más bello de la vida es ser simple, la sencillez con la que deberíamos de vivir es muy importante, aunque la sociedad nos lleva por caminos siempre rápidos siempre aprisa, siempre complejos, llenos de vicisitudes y banalidades innecesarias, nosotros somos nuestro infierno y nuestro paraíso, nosotros mismos nos saboteamos nuestros planes y metas con ideas de justificación inútiles, para quienes nos ha sucedido que vamos detrás de la sociedad queriendo alcanzar su ritmo, acabamos muertos en todos los aspectos, para quienes nos hemos dado cuenta que esa carrera no importa y que lo que realmente importa siempre será una sonrisa sincera, entendemos que la vida es mucho más fácil de lo que parece, cuando nos quitamos el “qué dirán”, cuando nos quitamos el “darle gusto a los demás”, cuando nos quitamos todos esos prejuicios, alcanzamos un nivel de paz interna lleno de plenitud, de felicidad simple y pura, donde nada más importa salvo nuestro entorno, llámese familia, amigos, novia, esposa, etcétera.

Increíble en saber dejar pasar las cosas, increíble dejar fluir las cosas, increíble ver los amaneceres aun y con el cielo lleno de nubarrones, cuando aprendemos a ver más allá de lo que los ojos ven y vemos la real belleza de la naturaleza, sabemos que tarde que temprano las cosas sucederán y no te diré que si no pasan “es por algo”, porque pasen o no, todo es consecuencia de actos y acciones de nosotros mismos, toda nuestra vida está guiada por toma de decisiones todo el tiempo, cognoscitivamente siempre hemos estado preparados instintivamente desde la infancia para ser simples para comprender y asimilar nuestro entorno, pero lo hemos cubierto con un aprendizaje sistemático de una sociedad donde todos crecemos creyendo que si no sufres no serás feliz o que naciste con una meta o misión, eso mis amigos es mentira no nacemos con una misión, no nacemos con una meta, tampoco necesitamos sufrir para alcanzar la felicidad, solo vivimos y en nosotros esta ser o dejar de ser felices, en nosotros esta que esta vida sea lo más hermoso que jamás haya sucedido, en nosotros está el simplemente vivir y dejar fluir las cosas, una personita a la cual llamare “pequeña”, me está dando una lección muy importante de vida, ella es un recordatorio llamado “dejar fluir las cosas”, este pequeño recordatorio, es muy importante, a veces creemos que por ir más aprisa las cosas llegaran más rápido, pero existe algo en esta vida que es una regla de oro la cual resumiré con un refrán, “no por mucho madrugar amanece más temprano”, esta persona llamada pequeña, está confirmando mis lecciones de vida una de ellas la más importante es dejar que las cosas pasen cuando deban.

En mi vida existen alrededor de quince personas que me han hecho crecer de manera estratosférica, de una manera que a lo largo de diez años he crecido espiritual, emocional e intelectualmente, no necesariamente en ese orden, pero me han hecho madurar de una manera que jamás pude haber imaginado, a esas quince personas les tengo un cariño y sobretodo admiración de haberme topado con seres maravillosos llenos de luz, seres que simplemente amaban, seres que simplemente odiaban, seres que simplemente sonreían a pesar de tener los más serios problemas, seres que volaban por encima de las nubes y seres que simplemente renunciaron a la vida por decisión de ellas, seres que siempre sabré estarán ahí, seres que simplemente son luz y fuerza de gravedad, fuertes como el sol y tranquilos como la luna.

En algún momento de mi vida fue tan viciado que me negaba a cerrar círculos y los mantenía siempre abiertos, los mantenía de manera cruel a disposición y placer de uno mismo, conforme fui despertando mi ser interno, nadie ni yo merecía tanta crueldad, empecé a cerrar círculos, en ese momento la paz empezó a crecer, lo que a las personas más les cuesta es lidiar con las costumbres, seguir hablando de esa persona o circulo y me he topado con tantas personas que siguen en el pasado, que siguen creyendo que no está mal, en esta lección de vida, les platicare de una persona a la cual llamaremos “fea”, de la cual aprendí a cerrar ciclos de la manera más simple, en cierto momento de mi vida, llegue a pensar, qué fría es ella en ese aspecto, pero me di cuenta que es práctica, es sencilla pero sobretodo es fácil, solo basta con preguntarse “¿Qué no quieres en tu vida?” Y responderte con las más simples palabras y lo que no quieres pues darle vuelta y ya, solo agradecer esas experiencias de vida y tenerles agradecimiento eterno a las personas que te han ayudado a forjar aún más carácter y haber obtenido más experiencia, esta persona tiene una forma de racionamiento tan fantásticamente practico, que mucha gente no lo comprende, que es tan extrañamente maravilloso como ver un unicornio bebiendo café en la esquina de la plaza, quien sepa apreciar eso, habrá ganado un aliado con ella muy fuerte, a esta persona espacial cósmica le agradezco esta experiencia aprendida.

Al día de hoy, yo Iván, me he equivocado, he caído, he llorado, he sufrido, he sonreído, he saltado, volado y ene cantidad de adjetivos calificativos que podríamos darle a esta vida y de todos y cada uno de ellos he aprendido, si me preguntas que pienso de la vida, te sorprenderá mi respuesta, ojala y un día tu y yo podamos ir a platicar en un café y filosofar sobre la vida.

Por cierto te comparto lo que mi voz interna que me dijo en la meditación de ayer, “Sonríe más y coquetea más”, quien logre comprender esta frase tan curiosa, entenderá lo que yo soy ahorita en este preciso momento.

Que tengas un excelente día,
Iván Hernández.

“ALMAS GEMELAS”

Almas Gemelas

¿Qué haces cuando tienes al amor de tu vida y llega tu alma gemela?, en serio ¿Qué haces?, ahora bien, qué haces cuando pides una pequeña señal y el señor te mando más de dos mil señales, que haces cuando te encuentras tan feliz con la vida y que con las cosas más sencillas que existen simplemente sonríes y como regalo te envían ese ser tan igual, tan similar, tan gracioso, tan frágil, tan inocente, tan simplemente bella, que puedes llegar a comprender tan bien sin ni siquiera conocerle a fondo o tener una relación de años, cuando esas cosas que pedías al universo por capricho resulta que son sus características, que haces cuando esas manitas te caben perfectas en las mías, cuando esos abrazos hacen casi por fuerza de gravedad que su cabeza caiga sobre mi hombro, o que nuestras frentes choquen mientras nos miramos a los ojos, que decir de esos pellizcos que nos recuerdan que no estamos soñando, llegar un punto de quiebre cuando te preguntas porque te llega algo tan bueno, algo tan brillante en la naturaleza del espacio, si tal vez en la vida no hemos sido una blanca palomita, no hemos sido realmente buenas personas, lo que sí puedo asegurar es que aprendí a soltar, aprendí a ver aún más de cerca todas las señales, aprendí a respirar tan profundo que podría irme una eternidad meditando, pero perderme una eternidad sería perderme de tus sonrisas, sería perderme de tus abrazos, sería no verte sonreír con lo malo que son mis chistes, no mirar tus ojos que me embriagan de tal forma que el mundo puede arder en las mismas llamas del infierno.

¿Qué haces?, creo que sé que hacer; es simplemente dejar que las cosas fluyan sin planes, ser tal cual uno es, dejar caminar lo que tenga que caminar y dejar actuar los ojos junto con la mirada, que guíe las manos a tu cuerpo, porque a veces el cuerpo es más sabio que nuestra consciencia, ya sabe la respuesta de todo antes que nuestras mentes, son los corazones los que mueven los cuerpos, son los ojos que guían los pasos, dejar que las sonrisas den el ritmo de nuestros pensares, que las carcajadas nos digan que tan larga será la distancia, que nuestros abrazos sean siempre sinceros y que sigan siendo tan mágicos, que hacen que nuestro tiempo vuele como quien se cree viajero del tiempo, seguir haciendo magia con tus ojitos, dejar que el corazón simplemente empiece a aprender a caminar para en un futuro aprenda a correr, creo que esa es la respuesta correcta.

Creo que cuando sabes que es, ya no buscas más, solo te das cuenta que simplemente eres tú el que se está mostrando y no tienes miedo de ser ante ella tal cual eres, no te da temor, en lo absoluto nada, dejas de tener miedo, dejas que el tiempo avance esperando ver nuevamente esa sonrisa, abrazarle, besarle, sonreírle, esperar a que ponga su cabeza en mi hombro, o su frente contra la mía, no te da miedo que el tiempo avance, así pasen setenta años… El tiempo no habrá de existir a tu lado.

Que tengan un excelente día,
Iván Hernández.